Protectora de la infancia, Concha y Toro nº 1690

La gran labor social de la Protectora de la Infancia en Puente Alto

por • 19 Febrero, 2015 • Cultura, Destacados, ReportajesComments (0)9015

Muchas veces vemos o hemos pasado por la estación sin darnos cuenta de por qué tiene ese nombre. ¿Protectora de la Infancia? Quizás todos se han preguntado alguna vez la razón de por qué se bautizó así esa estación y qué historia hay detrás de eso. Sí, hay una historia y una social, una lucha que tiene que ver con el rescate de los niños y jóvenes vulnerables, con la reconstrucción de familias y acogida de niños en situación de calle.

Todo comienza cuando en Chile terminaba la Guerra del Pacífico. Muchos niños quedaron huérfanos, sus padres habían muerto en combate y la situación del país no daba abasto para dar una solución. Es así como nace en 1894 la Protectora de la Infancia, institución de beneficencia sin fines de lucro que se haría cargo de satisfacer las necesidades básicas de techo, alimento y abrigo en sus instalaciones de calle Matucana 47 con capacidad para atender a 30 niños. En 1936, el Directorio movido por el interés de integrar los niños al desarrollo agrícola adquirió el Fundo Las Nieves en Puente Alto, lugar que hoy alberga la sede principal de la Institución.

Ya logrado el primer objetivo de los siglos pasados, la Protectora continuó su labor dedicada a los niños más pobres que necesitan consuelo, educación, salud y amor. La institución incluye desde el aprendizaje integral de los niños y el fortalecimiento de las competencias en los padres, hasta la elaboración del maltrato y abandono infantil.

Los programas están orientados al fortalecimiento de la familia, el cuidado de los niños en situación de vulnerabilidad y el acompañamiento a aquellos que han sido marginados de la sociedad.

Los programas en Puente Alto:

Nuestra comuna es prácticamente la sede oficial de la institución, es por ello que los principales programas se realizan en dependencias ubicadas en Puente Alto, lo que también es una oportunidad para que las personas más necesitadas de aquí, tengan un lugar donde refugiarse.

Programa Viviendo en Familia:

Este programa tiene como objetivo fortalecer el rol de los padres en la familia, dejando los roles definidos claramente en cuanto a responsabilidad.

El programa cuenta con las siguientes etapas: 1) evaluación integral pre-post; 2) talleres psico-educativos; 3) visitas domiciliarias; 4) consejerías parentales y familiares; 5) terapias breves (familiar, interacción guiada); 6) Jornadas Vinculares, 7) Intervención en/con la red.

Familias de Acogida Especializada “Laura Vicuña”:

Este programa da acogida a los niños en situación de extrema vulnerabilidad, es decir, sin madre ni padre que se haga responsable de ellos. Se incorporan al programa a los miembros de sus familias que han decidido hacerse cargo de ellos, ofreciéndoles un ambiente familiar.

La educación también es su tarea

Sin dejar de lado lo más importante para un niño, la Protectora de la Infancia decide hacerse cargo también de la educación de los más necesitados, patrocinando jardines infantiles y colegios de manera gratuita en Puente Alto.

Colegio “Miguel Cruchaga Tocornal”

Colegio “Josefina Gana de Johnson”

Centro Parvulario “Sara Philippi Izquierdo”

Colegio Industrial Las Nieves, Puente Alto

Colegio Técnico Las Nieves, Puente Alto

www.protectora.cl

 

 

 

 

 

 

 

Pin It

Relacionados

Comentarios

Agregar un comentario